Hacer volar aviones gigantescos es una ciencia precisa, y nada requiere más precisión que el motor. Los álabes de la turbina, un sistema giratorio de temperaturas y presiones extremas, están construidos para soportar condiciones increíbles, pero el paso de objetos extraños, como un pájaro grande, por el motor puede ser suficiente para provocar accidentes.

Por lo tanto, es una muy mala idea introducir pequeños objetos metálicos -tal vez monedas, por ejemplo- en dichos motores antes de jugarse la vida mientras te impulsan a unos 10.670 metros (35.000 pies) en el cielo.

Un hombre no tuvo en cuenta este consejo y decidió arrojar seis monedas pequeñas, delicadamente envueltas en papel rojo, en el motor de un avión que esperaba la salida para tener «buena suerte» mientras embarcaba en su vuelo desde Weifang (China). El Sr. Wang, que esperaba un despegue sin problemas y un viaje a su destino, Haikou, buscaba bendiciones y lanzó el puñado hacia el motor, saboteando sin saberlo todo el vuelo. La compañía aérea, Guangxi Beibu Gulf Airlines, dio a conocer la información en un post en Weibo recientemente.

weibo monedas de la suerte

Imagen de las monedas en el sitio web de la aerolínea. Página de Weibo. Crédito de la imagen: Guangxi Beibu Gulf Airlines

Como testimonio de las excelentes comprobaciones previas al despegue, los funcionarios que se encontraban en el lugar de los hechos observaron una pequeña colección de monedas debajo del motor y dieron la alerta. Poco después, Wang admitió haber tirado las monedas y el vuelo se canceló. Por desgracia para los 148 pasajeros, mientras Wang era detenido por la policía, se vieron obligados a esperar hasta la mañana siguiente para seguir su camino.

RELACIONADO:  Las 7 funciones de Windows 11 que todo usuario de PC debería probar

Sorprendentemente, esta no es la primera vez que se arrojan monedas sobre los motores de los aviones. En febrero de 2019, Lu Chao, de 28 años, fue obligado a pagar $ 17.200 después de arrojar monedas a un motor a reacción para tener suerte. El tribunal escuchó que las aerolíneas deben dejar muy claro que no deben arrojar monedas en los motores de los aviones y hay una clara falta de advertencias, ya que el sentido común claramente no es suficiente.

“Es necesario obedecer la normativa de aviación civil cuando se viaja en avión”, dice en la conclusión de la Publicación de Weibo. «La misión de garantizar la seguridad de los vuelos, por favor, déjela en nuestras manos».